¿Se puede comprar una casa y ponerla a nombre de una menor?

La vivienda se puede adquirir a nombre de un menor y éste puede ser el titular, pero actuando los padres o tutores como sus representantes legales (artículos 162 y 267 del Código Civil) y como administradores del bien, y ello es así porque tras la Constitución Española se impone (artículo 10.1) el fomento por parte de los poderes públicos del libre desarrollo de la personalidad, y tras la Ley Orgánica 1/1996, de 15 de enero, de protección jurídica del menor, de modificación del Código Civil y de la Ley de Enjuiciamiento Civil, en su artículo 2, párrafo segundo se establece que las limitaciones a la capacidad de obrar de los menores se interpretaran de manera restrictiva.

Cuestión de otra índole y especialidades jurídicas distintas podrían ser la exigencia por parte del notario en cuanto a poder acreditar el origen de este dinero o las posibles repercusiones fiscales de titularizar un bien a nombre de un menor que en principio no es la “propietaria” del dinero que va a servir para la compra del bien inmueble. Finalmente y una vez que se eleve a escritura pública (acto recomendable aunque no obligatorio) el contrato de compraventa privado se inscribe la escritura en el Registro de la Propiedad (acto tampoco obligatorio pero aún más recomendable).
Fuente: http://blogs.elconfidencial.com/